Política
Loading

La jueza Jimena Cayo Rivera renunció al Poder Judicial

Por Motivos personales. Luego de 16 años de servicios en la magistratura. Magistrada integró los juzgados anticorrupción y últimamente la Sala Penal Nacional.

María Jimena Cayo Rivera Schreiber, la primera magistrada que a mediados de los años 90 empezó a leerles sus derechos constitucionales a los detenidos antes de interrogarlos, renunció al Poder Judicial luego de 16 años de servicios como jueza de primer instancia y luego jueza superior en el área penal.

Su renuncia aduciendo motivos personales ya fue aceptada por el presidente del Poder Judicial, César San Martín, quien no dudó en reconocer sus destacados servicios y resaltó su trayectoria profesional y humana.

En 1998, la entonces presidenta de la Comisión Ejecutiva del Ministerio Público, Blanca Nélida Colán, quiso sancionarla por considerar que su actitud, al reconocer derechos a un detenido, afectaba la administración de justicia.

Tras la caída del régimen fujimorista, fue una de las seis juezas especiales que investigaron la red de corrupción que dirigían Alberto Fujimori y su asesor Vladimiro Montesinos.

En los últimos años, integró los tribunales que vieron casos de violación de derechos humanos.

Procesos

Desfalco. En su paso por los juzgados anticorrupción, la doctora Jimena Cayo investigó el desfalco de la Caja de Pensión Policial y Militar cometido por Montesinos y sus testaferros.

Comentar esta noticia

Enviar un comentario nuevo