"Papi Chunga" chalequeaba a dirigente de construcción

291.jpg
Desde hace tres meses. Sicario era guardaespaldas de Víctor López Padilla; gente de su entorno creía que era militar.

Lindberg Cruzado

Chimbote


El temible sicario Pedro Juan Chunga Ramos (44) (a) “Papi Chunga”, acusado de asesinar a balazos a seis personas en el Callao y con más de cinco procesos judiciales por robo agravado y tráfico ilícito de drogas, era uno de los guardaespaldas del secretario general del Sindicato de Construcción Civil de la provincia del Santa, Víctor López Padilla.

Así lo denunció Ezequiel Nolasco Campos, dirigente de otro gremio de construcción civil, quien acudió al despacho del jefe policial de Chimbote, coronel PN Edgar Aguilar Amaro, para denunciar que este homicida desde hace tres meses formaba parte del grupo de seguridad de López Padilla.

“Varios dirigentes del sindicato de López creían que este sicario era un policía o un militar, varios se han sorprendido al ver su rostro por los periódicos sindicándolo como un asesino. Aquí la Policía tiene investigar qué otras cosas hacía este homicida en Chimbote, donde en lo que va del año han asesinado a 29 personas, la mayoría por cupos de trabajo en las obras”, protestó.

“Papi Chunga” caminaba por las calles de Chimbote y Nuevo Chimbote con otra identidad, haciéndose pasar como Carlos Enríquez Zegarra Carranza.



LO LLEVAN AL CALLAO

Ayer, al mediodía, bajo estrictas medidas de seguridad fue trasladado a la Corte Superior del Callao, Pedro Chunga Ramos. Tres efectivos de la Policía Judicial de Chimbote con chalecos antibalas y provistos de armas de corto y largo alcance fueron los encargados de llevar al homicida a los juzgados que lo requieren en el Callao por haber cometido los delitos de homicidio calificado y asesinato.

El traslado del peligroso criminal se manejó con hermetismo para evitar algún percance. El facineroso fue llevado al Callao a bordo de un vehículo oficial de la PNP. 

Comentar esta noticia

Enviar un comentario nuevo