Sociedad
Loading

La azarosa vida de un criminal

Por JORGE CHOY.-

El pasado 22 de agosto, Dante Giovanni Gamarra Puerta, "Cojo Giovanni", fue recapturado por las autoridades, pero, rápida e inexplicablemente, salió en libertad. Ocho días antes también había sido intervenido policialmente. Entonces se burló de sus captores, dijo que estaba regenerado y que sus actos delictivos eran parte del pasado. Pese a alegar inocencia, la policía siempre se mantuvo alerta por medio de informes, denuncias y datos. Ayer el temible secuestrador y asesino, fundador de la banda Los Destructores, en 1985, fue capturado nuevamente, pero esta vez su situación es más complicada. Personal del serenazgo de Santa Anita lo sorprendió cuando asaltaba a dos cobradores de la empresa Laurel, Julio César Aguilar Pariona y Carlos Enrique Janampa. Lo persiguieron a balazos durante 15 minutos hasta el mercado Huáscar, donde finalmente se rindió. Sus tres cómplices, en cambio, lograron fugar, abandonándolo a su suerte.

Con arma de guerra

"Cojo Giovanni" portaba dos revólveres y una pistola Pietro Beretta. Andaba en la misma camioneta en la que fue intervenido en las dos ocasiones anteriores. El hampón, que obtuvo su libertad gracias a los beneficios penitenciarios, presenta un récord policial por asalto a mano armada, homicidios y secuestros. La primera vez que lo recapturaron rondaba por una zona comercial de San Juan de Lurigancho. Ese día afirmó que era injusta su detención, pues "se había regenerado y se desempeñaba como taxista". Sin embargo, Gamarra Puertas, de 44 años, fue intervenido nuevamente una semana después cuando conducía la sation wagon SIU-097. Asaltante de bancos, secuestrador, presunto homicida de 16 personas, el "Cojo Giovanni" fue excarcelado hace tres años.